Visita a la Cerveceria Quilmes

Hoy visitamos parte de nuestra historia.

10 comentarios

Como ya sabrán los Quilmeños somos muy arraigados a nuestras raíces, por ejemplo el que nació en Río Cuarto es cordobés pero el que nació en Quilmes es quilmeño y no importa en que parte del mundo este, siempre irá con orgullo de serlo!

Orgullo quilmeño!!

Nuestra ciudad tiene una rica historia y despierta muchas pasiones, el Quilmes atlético club, la pizzería Los Blancos, el alfajor Capitán del Espacio entre otras. Pero de la que vamos a hablar hoy, es de la cervecería Quilmes. Fundada en 1890 por Otto Bemberg la Cerveceria impactó en la vida de nuestro pueblo para cambiarlo totalmente, en Quilmes se respira Quilmes y no es joda. Recuerdo que de pequeño, en la casa de mi abuela, a unas cuadras de la cerveceria, despertar y sentir el olor a la malta, no es por exagerar pero es así!

Aclaración importante. Este Post no es patrocinado, es parte de mi ciudad y quiero mostrarle parte de ella.

La fábrica de Quilmes es parte de la ciudad por más de 127 años, frente a sus instalaciones se había construido un barrio especialmente para sus trabajadores, el barrio de Villa Argentina, unas casitas amarillas en una zona arbolada, muy lindas por cierto. Aún hoy, con nuevos dueños Belgas, muchos de sus trabajadores son parte de la ciudad, y sus hijos trabajan allí, una razón más por la que Quilmes es parte de las familias de esta ciudad.

Hace poco tiempo dos hechos revolucionaron la ciudad, el Cervecero volvió a tener el emblema de Quilmes en la camiseta, y la otra la apertura de las visitas a la histórica fábrica.

Somos locos los Quilmeños pero la sentimos nuestra casa también, las visitas guiadas son para todo el mundo no es solo para nosotros. Las entradas se pueden sacar por la web y tienen un valor de $250 pesos y se hacen sólo los días sábados ingresa aqui para adquirir tus tickets.

Ya teníamos nuestros lugares reservados así que por la tarde nos dirigimos a 12 de Octubre 100 dónde está el ingreso les dejo cómo llegar por Google Maps aquí.

Nos presentamos con documento en mano, nos entregaron la tarjeta de visitantes para el recorrido y además, por ser Quilmeño una tarjeta para entregar al final. Sorpresa!

Llegó la hora cruzamos los molinetes de ingreso y ahí estaba Ana Somoza una de las 20 personas que se encargan en contarnos la historia y los procesos de la fábrica. Pero antes de empezar llego la pregunta de rigor, quién era conductor designado (también hay sorpresa).

Empieza el recorrido y Ana nos comienza a contar la historia sobre los orígenes y los diferentes sectores de la fábrica, aquí se mezcla la parte histórica de la cerveceria con las nuevas instalaciones y podemos observar a la vieja chimenea un patrimonio histórico que es un emblema en nuestra ciudad.

Ingresamos al “túnel del tiempo” en el edificio 1890 dónde tenemos una breve reseña audiovisual sobre la gesta de la cervecería y sus productos.

Seguimos camino hacia el sector de cocción (hace mucho calor) y Ana nos contaba sobre el proceso, ingredientes y las formas que va teniendo la cerveza hasta el envasado, donde hicimos una degustación de las diferentes etapas q va teniendo la cerveza hasta su proceso final.

Seguimos a la sala donde están las fotos de todos los maestros cerveceros de la historia de la cervecería, un lugar hermoso dónde podemos observar diferentes jarras de todo el mundo.

Cruzamos el túnel del tiempo nuevamente y nos dirigimos a una nueva sala, para nuestra sorpresa, allí nos explicaron cómo servir un Chopp correctamente y no solo eso, si no que también todos pudimos practicar.

Así como el vino, la cerveza también se degusta. Al terminar la explicación, nos sentamos en la mesa y aprendimos a hacerlo con tres variedades de quilmes y las diferentes comidas con las que resaltar sus sabores.

Durante la cata comimos pizza de Los Blancos ( La mejor pizza de Quilmes) seguimos con unos sabrosos choripanes y terminamos con unos alfajores Capitán del Espacio.

Llegando al fin de la visita recibimos nuestros regalos por ser Quilmeños y así también los conductores designados.

Se puede comprar algún merchandising cómo vasos, unas chapas clásicas, el botellón recargable lleno si queres. Nosotros nos vamos con algunas cosas.

Nos vamos muy felices por conocer un poquito más de la historia de uno de los emblemas de la ciudad y de la Argentina,un paseo de casi dos horas que vale la pena a tan solo 20km de Capital Federal es una alternativa para hacer un poco de turismo y disfrutar unas ricas cervezas porqué Quilmes es el sabor del encuentro.

Plural: 10 comentarios en “Visita a la Cerveceria Quilmes”

  1. Muy bueno Gustavo, me hiciste recorrer la cerveceria con tu relato, aunque no estaba de acuerdo con el cobro de entrada entiendo el porqué. Me encantaría hacer el recorrido y ojala lo haga proximamente

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s